Lo recomendado es consumir la comida principal durante el desayuno, luego un almuerzo intermedio y una cena ligera.

Aquellas personas que por diversos motivos, consumen su comida principal en la cena, deben saber que están consumiendo la mayoría de sus calorías diarias justo antes de acostarse a dormir, esto puede ser malo para la digestión y causar interferencia en el sueño. 

Éstos son algunos de los beneficios de las cenas ligeras

No sobrecargar el sistema digestivo

Al consumir una cena muy abundante, no solo puede dar como resultado un aumento de peso, sino que también estará sobrecargando su sistema digestivo. 

La otra desventaja de comer alimentos ricos en calorías es que no te ayuda a descansar lo suficiente durante la noche, lo que afecta tu cuerpo mental y físicamente al día siguiente. 

Promueve un buen sueño

Es mejor evitar las comidas copiosas por la noche. Por lo general, las comidas pesadas nocturnas causarían indigestión y también interferiría con el sueño. Para dormir mejor, muchas personas son conscientes de que deben evitar las comidas pesadas, las comidas picantes y la cafeína. 

El beneficio de comer carbohidratos ligeros y saludables es que aumentaría las hormonas de relajación. 

Comer alimentos integrales como galletas de trigo integral, frijoles y pastas integrales no le robará el sueño profundo ni el sueño REM, pero promueve la calidad del sueño. 

El beneficio de comer una cena ligera es que no habrá alteraciones del sueño.

Almacena menos grasa

La cena ligera ideal no son más que ensaladas, sopas o frutas. Si está buscando formas de almacenar menos grasa durante la noche, elija una cena ligera. Si se ingieren alimentos en el momento equivocado del día, su cuerpo tiende a almacenar más grasa. Al comer cosas livianas, su cuerpo gastaría calorías al digerirlas en lugar de obtener calorías de los alimentos.

Optimizar el control del azúcar en sangre 

Si está buscando formas de optimizar / controlar su control de azúcar en sangre, comer una cena ligera 1 a 2 horas antes de acostarse mejorará el nivel de azúcar en sangre y ayudará a prevenir la hipoglucemia nocturna. 

Mejor energía 

Comer para una mejor salud puede promover niveles positivos de energía y estado de ánimo, mientras que posponer las comidas sólo puede agotar su energía dejándolo completamente exhausto con niveles bajos de azúcar en sangre. 

Los beneficios de comer una cena ligera es que promueve la función cerebral y los niveles de humor. La cena temprana puede darle a su cerebro y otros órganos del cuerpo tiempo para revitalizarse para el día siguiente en lugar de trabajar en la digestión y la extracción de nutrientes (debido a la cena tardía). 

Reducir los problemas gastrointestinales 

Comer una cena pesada tarde puede hacerle sufrir problemas digestivos como acidez, ardor de estómago e hinchazón. 

Comer cenas ligeras y tempranas puede ayudar a su sistema digestivo a procesar bien la comida antes de irse a la cama. 

cena ligera y sana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *